home CUENTOS, ilustración, literatura, pintura, poemas Cartón, plumas y pinceles: una revolución artística por Eloísa Cartonera

Cartón, plumas y pinceles: una revolución artística por Eloísa Cartonera

Actualmente, las crisis en las que se ha visto inmerso el ser humano (no solo económicas, también sociales, emocionales, creativas, ecológicas… y la lista podría seguir…) han tenido consecuencias. Por ejemplo, algunas personas se encuentran solas, sin empleo; o bien sin la posibilidad de tener una cama para dormir o un techo para guarecerse del clima. Una opción a la que recurren algunos que se encuentran viviendo en la calle, es a recolectar material reciclable y así poder obtener algo de dinero.

En Buenos Aires, Argentina; llevan un calificativo: “cartoneros”. Los cartoneros recorren la ciudad en búsqueda de material reciclable pero sobretodo cartón. Por cada kilo de cartón, aproximadamente les dan dos dólares.

ec2

ec1Ahora bien, en 2002, en el barrio de Boca, surgió una iniciativa increíble, relacionada con los cartoneros y las letras: una editorial. Eloísa Cartonera es el nombre de esta editorial que ha conseguido combatir varias problemáticas al mismo tiempo sin ningún afán de lucro o esclavización.

Para empezar, a los cartoneros que lleven su cartón a la editorial se les paga el triple que en un centro de recolección común. Y el cartón es ocupado para reutilizarse a manera de portadas y contraportadas de libros. Eloísa Cartonera tiene su propia imprenta donde buscan la difusión de literatura universal y local; la alfabetización e incluso algunos escritores argentinos han cedido los derechos de autor para la libre promoción de las letras vía esta editorial.

ec3

El cartón es limpiado y cortado para poder alojar las hojas impresas; luego es pintado y decorado artesanalmente por las personas que han decidido trabajar en este lugar. Muchos de ellos antes vivían en la calle y la editorial ha representado una fuente de generación de empleo donde no sólo ganan dinero sino que han logrado reestablecer un cierto orden en su vida y han podido aprender todo lo que conlleva el proceso de edición e impresión.

Además el resultado de este trabajo son verdaderas obras de arte; son piezas únicas, que conjuntan el pincel y la pluma; llevando consigo lecturas de clásicos y escritores emergentes. Es una iniciativa que ha revolucionado, son unos verdaderos emprendedores que nos muestran otra posibilidad, otro escenario donde cada libro impreso es único y  que un trabajo cooperativo en relación al arte puede combatir muchas problemáticas.

ec4

Eloísa Cartonera actualmente produce alrededor de 300 libros diarios y se venden hasta en las librerías más caras de Buenos Aires. En una publicación anterior, redactada por Vivian, se esclarecía que esta iniciativa ya estaba prosperando en más países de América Latina aparte de Argentina: bajo el nombre de Sarita en Perú, Yerba Mala y Mandrágora en Bolivia, Yiyi Jambo en Paraguay, Animita en Chile, Dulcinea en Brasil  y Cartonera en Cuernavaca, México.

ec5

Debemos tomar nota del trabajo de esta editorial, absolutamente genial, donde el dinero es sacado de la ecuación y se vislumbra el valor de todo lo demás, hasta del cartón. Aquí la cultura, el trabajo cooperativo, comunitario, la difusión cultural, la creación artística, el cuidado ambiental, el desarrollo educativo y social es algo digno de reconocerse y promoverse, por la magnitud del oleaje en consecuencia. Eloísa Cartonera es un ejemplo de que las crisis no tienen por qué combatirse con violencia o con deudas; el arte tiene respuestas insospechadas para el impulso y la evolución del ser humano individualmente y en sociedad. Y si ellos lo hicieron con cartón, pinceles y plumas, ¿qué tanto se podrá hacer con todos los demás objetos existentes? No todo está escrito. A pensar, a crear…

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.